El día de Navidad

194 consultas

Cuando me desperté hacia las nueve menos diez, fui corriendo a despertar a mi hermano y a mi madre. Fuimos al árbol de Navidad y abrimos los regalos.

A la una del mediodia, empezarón a venir las 23 personas que íbamos a comer a casa de mis abuelos. Éramos tantos, que todo el mundo tenía que hacer algo, así que yo hice la salsa del vermut que me enseñó mi madre.

A las cuatro de la tarde, empezamos a comer, porque mis tíos, siempre llegan muy tarde. Comimos el vermut como aperitivo, de primer plato sopa con galets grandes, y con caldo que mi abuela estuvo haciendo toda la mañana y de segundo plato, carne de olla o canelones.

Más tarde, hicimos un bingo, y gané algo.

Al final, como cada año, me gustó mucho la Navidad.

1+

Mag@s que le han dado un like a esta entrada:

  • avatar

Un comentario sobre “El día de Navidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir la barra de herramientas